Señoras y señores, bienvenidos al circo de la Industria TIC. Contemplen ustedes al primer ejecutivo de la principal multinacional española haciendo el rídiculo (a más no poder), con permiso -y envalentonado por- el excelentísimo ministro de Industria:

YouTube – César Alierta, Presidente Ejecutivo de Telefónica S.A..

Algunas pistas para entender tamaño despropósito las apunta el compañero José Alías en su blog:

¿Cuál es la razón por la que ha surgido este debate? La respuesta es clara: LA ACCIÓN. La dirección de Telefónica se comprometió el pasado mes de octubre a repartir un dividendo de 1,75 euros por acción en 2012, pero las cuentas no parecen cuadrarle y necesitan facturar como sea.

En España, los competidores de la multinacional española le están comiendo poco a poco terreno. Además, para finales de año tendrá que abonar la cuota correspondiente para financiar la televisión pública de Zapatero, y en Latinoamérica, la inestabilidad regulatoria y económica de países como Venezuela comienzan a pasarle factura (…) tiene cerca de 1.500 millones de euros pendientes de repatriar, y estos se verían reducidos a la mitad.

Así, que las mentes pensantes de Distrito C han decidido que tienen que facturar a costa de lo que sea y solamente se les ha ocurrido cargarse la base de la Economía Sostenible para poder mantener las promesas sobre la acción.